30 de Julio, Día Mundial contra la Trata de personas

Profundizando la lucha contra la trata de personas 
La trata de personas es considerada uno de los más graves delitos de violación a los derechos humanos, siendo catalogada un símbolo moderno de esclavitud del siglo XXI, mediante la cual las personas son privadas de su libertad y derechos por parte de terceras personas.  

Son sometidas contra su voluntad a situaciones de explotación sexual y laboral, trabajos forzados, servidumbre doméstica, extracción de órganos, mendicidad, entre otras modalidades.  El porcentaje de víctimas se distribuye entre el 30% niños y el 70 % restante mujeres y niñas.
Los niños son utilizados generalmente en trabajos forzosos, mientras que las niñas son explotadas sexualmente desde muy jóvenes.

En la actualidad más de doce millones de personas a nivel global son víctimas de este delito, existiendo aproximadamente 500 rutas de tráfico, de las cuales un número considerable se encuentra en Iberoamérica. Se resalta el gran peligro potencial que ha originado internet y las redes sociales, por los cuales los traficantes tienden redes anónimas atrayendo posibles víctimas. Entre los grupos humanos que tienden  a padecer este tipo de hecho delictivo son los desplazados, donde hay grandes corrientes migratorias está el mayor peligro.  

Estos datos, aportados por la ONU nos llevan a tomar conciencia cada vez más frente a las situaciones de vulnerabilidad y trata de personas que de manera creciente nos rodea, a pesar de la civilización y globalización. Donde las mezquindades más profundas del ser humano, viviendo en un mundo sin temor de Dios ni respeto por el prójimo, pueden actuar vilmente contra los más vulnerables.
El Corazón Azul se ha convertido en el símbolo internacional de la lucha contra la trata de personas, representando la tristeza de las víctimas ante la insensibilidad de aquellos que compran y venden otros seres humanos. En este contexto, referente a la Lucha contra la trata de personas, desde ACIERA continuaremos enarbolando los principios de amor, paz, y libertad que encontramos en la fe en Jesucristo, quien dijo: “conocerán la verdad y la verdad los hará libres”.
En este sentido, desde el Consejo Cristiano de la Mujer Nacional y Federal se ha conformado la mesa temática de lucha contra la trata y la violencia. Profundizando todas las acciones tendientes a erradicar este flagelo, tanto desde la concientización como desde la acción, donde muchas de nuestras organizaciones afiliadas están presentes realizando sus aportes valiosos.
“En medio de la angustia clamé al Señor, y Él me respondió y me dio libertad.” Salmo 118:5

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.